Archivo de la categoría: Personales

Atenas: comienzo de nuestra civilización.

Una de las grandes satisfacciones de nuestra vida ha sido la primera vez que visitamos Atenas. Aquella ciudad capital de la Grecia clásica que representa todo lo que concierne a los orígenes de nuestra civilización occidental. O, al menos, a una gran parte.  Sigue leyendo

Anuncios

Desilusión con el Jeep Compass.

Americano, automático, suave, seguro, elegante, confortable, versátil, potente, maniobrable, buena capacidad de carga…En fin, grandes cualidades con la calidad y suspensión de un auto americano y el tamaño de uno japonés. Pero… Sigue leyendo

Mi familia francesa.

Resultado de imagen

Sí, tengo antepasados de Francia. Sin ir más lejos, mi bisabuelo Leonce Ode nació en Uzès, distrito de Gard, y su padre Pierre Albert Ode, en Pont-Saint-Esprit, junto al Ródano. En 1854 Albert Ode llegó a Valparaíso junto a su esposa Caroline Peillard y su hijo de 4 años, Leonce. Sigue leyendo

Liverpool, no solamente Beatles.

¿Quién no ha oído hablar alguna vez de Liverpool? Claro, su nombre lleva dos sellos inconfundibles  de gran arraigo popular : los Beatles y el Liverpool Football Club, los “reds” del Anfield, permanentes animadores de  la Premier League en Inglaterra. Y nada más que decir de los 4 de Liverpool, los que cambiaron la forma de escuchar la música popular, los más genuinos representantes de la “contracultura de los años 60”, quienes, hasta hoy, son idolatrados por sus fans y los herederos de aquéllos y millones de otros venidos después que han vibrado con su música e historia. Los Beatles forman parte del Olympo de la música popular, probablemente una de las más destacadas de sus figuras.  Sigue leyendo

Comelibros 2017

Se fue 2017. Un año lleno de nuevas experiencias, viajes y bastante lectura. Tal vez menos que otros años, pero eso se debió a múltiples actividades demandantes de tiempo. La foto que ilustra esta entrada fue una selfie que me tomara en una librería del fabuloso pueblito de Hay on Wye en Gales.

Recién el 4 de febrero logré terminar El Invierno del Mundo, de Ken Follett, segunda parte de su trilogía The Century. Este año tengo que atacar en cualquier momento el tercero y último. En cambio rápidamente di cuenta de Historia Secreta de Chile II, de Jorge Baradit. Serie anecdótica de nuestra historia donde se dismitifica a nuestros héroes nacionales, lo cual puede ser algo criticable cuando se los lleva a lugares comunes que los bajan violentamente de sus pedestales. Un e-book me llevó otra vez a mi infancia para llenar un vacío que pudiera haber tenido por no leer en esa época Alicia en el País de las Maravillas, de Lewis Carroll, libro algo enigmático que no logra ser completamente comprendido hasta el día de hoy (ver entrada “Las incoherentes aventuras de Alicia en el país de las maravillas” en este mismo Blog). Para relajarme un poco, leí Cuéntame tus sueños, de Sidney Sheldon, entretenido como siempre. A mediados de marzo terminé La Casa Verde de Mario Vargas Llosa, celebrando su Nóbel de Literatura. La Historia de un Canalla, de Julia Navarro, fue otro gran éxito literario bajado como e-book, así como El Juego del Angel, de Carlos Ruiz Zafón. (Un análisis de los e-books pueden verlo en mi entrada “E-books: no hay escusas para no leer). Después de un corto periodo de sequía lectora, terminé Todo es Eventual, una selección de cuentos de suspenso típicos de Stephen King. La Ultima Legión, de Valerio Massimo Manfredi acompañó mis días de julio, comenzando la segunda mitad del año, combinando con el e-book La Conjura de Dominus, de Peter Ackroyd, una confusa historia religiosa medieval en Inglaterra. Vino luego un periodo alejado de los libros a causa de nuestro viaje a Gales, retomando la senda luego de mi cumpleaños, cuando recibiera de regalo Origen, el último crédito de Dan Brown.

Así terminó el año, dejando mucho material para el próximo, con dos volúmenes ya empezados que debieran entretener mi verano.

Hasta la vista, amigos ratoncillos de biblioteca…

Un viaje a la Isla de la Fantasía.

Acabamos de regresar de un viaje al Reino Unido. Hacía casi 20 años que no estábamos en la rubia Albión. y, en esta ocasión, también hicimos un recorrido por Gales, por una de sus áreas rurales, auténtica y novedosa, con sorpresas insospechadas que ya comentaré. Y voy a explicar claramente el nombre de este artículo.  Sigue leyendo

Los pilotos de Villa O´Higgins.

Aquí termina la Carretera Austral del General Augusto Pinochet Ugarte. Y se podría decir que en este punto termina la conexión por tierra de norte a sur. Fue una gran contribución la de nuestro Ejército abrir la ruta por la Patagonia chilena, incorporando a lejanas y aisladas comunidades de la XI Región con el resto del país, permitiendo, además, ejercer mejor soberanía sobre estos vastos territorios. En 1976 tuve la ocasión de trabajar en Cochrane  durante una campaña de diagnóstico de la Hidatidosis que organizáramos en Aysén en ese verano, mientras me desempeñaba como docente en la Cátedra de Parasitología de la Facultad de Medicina de la Sede Oriente de Santiago de la Universidad de Chile. Fue el punto más austral desde donde recogimos muestras de sangre, con la colaboración destacada de la autoridad local y de la Fuerza Aérea de Chile que nos trasladó allí desde Chile Chico, anterior punto de encuesta, en un Twin Otter, avión magnífico para estas latitudes ya que puede despegar y aterrizar en pistas cortas. Con Víctor Muñoz disfrutamos de la tradicional acogida patagónica y de las grandiosas vistas  del imponente río Baker, cuyas verdes aguas discurren en las cercanías de aquel poblado. 

Sigue leyendo